Descubre la montaña espiritual Monte Fuji, todo y más

Monte Fuji es considerado uno de los lugares más espirituales de Japón. En esta oportunidad Energía Espiritual te ofrecerá todos los detalles de este maravilloso pico.

Monte Fuji

Monte Fuji

Considerada la cumbre de mayor altitud de Japón. El cual se localiza en la isla de Honshu, específicamente entre las jurisdicciones de Shizuoka y Yamanashi. Es decir, en el área del centro del país y en el occidente de la capital japonesa.

El Monte Fuji es uno de los sitios más importantes del país. Debido a que se encuentra rodeado de mucha espiritualidad, lo que hace que sea un territorio sagrado y respetado. Siendo así, un área destacada de la cultura japonesa.

Este sitio posee 3776 metros de alto. Además de eso, es uno de los emblemas principales de este país. Su forma se debe, a que es un estratovolcán, es decir, una tipología de volcán puntiagudo extremadamente alto. Desde hace muchos años, es un área sagrada. Incluso antes del periodo Meiji, las mujeres tenían la restricción de ir a la cima.

Cabe destacar dicho periodo es denominado de esa manera, porque abarcó los 45 años reinantes del emperador japonés Meiji Tenno. Época en la que el país inicio la modernización, así como la occidentalización, posicionándose como influencia internacional. De hecho, a ese periodo se le denominaba como Era de veneración a las normas.

En la actualidad, el Monte Fuji, es un lugar muy visitado por personas provenientes de muchos lugares del mundo. Lo cual se debe a su esencia espiritual, su importancia para la cultura japonesa y también a que es ideal para los que realizan el deporte del montañismo. Donde los días oficiales que se permite la práctica de este, es a inicios de julio hasta la culminación de agosto.

Muchos de las personas que se dedican a practicar esta disciplina deportiva en el Monte Fuji, frecuentemente prefieren escalar en horas de la noche. Con la finalidad de observar la salida del sol. Por lo tanto, además de ser un lugar muy agradable de visitar, también es un sitio ideal para disfrutar de una espectacular vista.

Por otro lado, en este lugar se pueden hacer distintas actividades recreativas. Tales como, el senderismo, acampar rodeado de la maravillosa naturaleza o hacer actividades de relajación.

Por ser uno de los principales símbolos japoneses, se ha representado su figura, en una amplia variedad de obras artísticas. Destacando entre ellas, la obra 36 vistas del Monte Fuji. Realizada por el artista plástico Ukiyo-e Katsushika Hokusai. Asimismo, este territorio también destaca en muchas obras literarias del país.

También es importante destacar que este lugar, es un agradable cono volcánico. Así como se categoriza como un vocal activo, pero con un pequeño riesgo de que pueda hacer erupción. Lo cual se debe, a que según los registros volcánicos, la última erupción que manifestó, fue en el año 1707. Época del periodo Edo o Tokugawa. Lo cual generó la formación de un nuevo cráter y de un segundo pico, denominado Hoeizan. Debido a la denominación de la era.

Con el paso del tiempo, específicamente luego del auge de los samuráis, guerreros del antiguo Japón, específicamente en los siglos XII a XVI, se comenzó a utilizar los caracteres chinos que se utilizan en la actualidad.

Monte Fuji

Donde Fuji, constituye Fu como significado de riqueza y ji quiere decir samurái. Mientras que san simboliza montaña. De allí que el nombre sea Fujisan y para algunas localidades extranjeras, especialmente de idioma castellano se le denomina también como Fujiyama. Sin embargo, esa última denominación no es adecuada, debido a que es una lectura diferente a la adecuada.

Como ya es conocido por una amplia cantidad de persona, la cultura japonesa está integrada por mucho simbolismo, creencias y espiritualidad. Esto se puede evidenciar en la manera en que los habitantes de este país recuerdan la altura de este monte.

Pues asocian la cifra 3.776 con la palabra minaro. Donde mi se refiere al número 3, nana al 7 y ro al 6. De igual manera instruyen en lo referente a tener como ejemplo al Monte Fuji, para tener un elevado espíritu como esta cima. Conoce lo referente a la espiritualidad.

Denominación

Este lugar es nombrado por algunos países de manera diferente, especialmente por la pronunciación y escritura del idioma japonés. Sin embargo, como se mencionó anteriormente, el simbolismo de su nombre se asocia con la abundancia y con un hombre de un determinado y destacado nivel social.

Sin embargo, se considera que dichos kanji, los cuales con uno de los tres métodos que se usan para la escritura del idioma japonés, son ateji. Lo cual se refiere a que se toma el sonido, que puede llegar a no tener ningún tipo de significado.

De hecho, en las metodologías utilizadas en la época de la romanización Nihonsiki y Kunreisiki, donde se redactaban los sonidos de este lenguaje asiático al alfabeto romano, la denominación de este lugar se transcribe como Huzi.

Lo cual se evidencia en una conocida imagen del año 1939, que recibió el nombre de Mont- Huzi. Aunque en la actualidad se conoce como Fuji, debido a la transcripción elaborada por la metodología Hepburn.

Por lo que, la denominación Fuji, no tiene un origen concreto. Algunos la asocian con las frases sin fin o que se origina de una palabra que significa una cima creciendo con la forma de la espiga de una planta de arroz. También relacionan esta denominación como una derivación de la palabra ainu que significa fuego.

No obstante, hay lingüistas que consideran que este término se relaciona más a la palabra yamato. Mientras que el toponimista japonés Kagami determinó que la denominación de este lugar, posee la raíz de Fuji y niji, lo cual puede significar que se origina de empinadas alargadas adecuadamente adiestradas.

También un texto de El cuento del cortador de bambú, denominado como Taketori monogatari, describe que la denominación de este lugar se origina de la palabra inmortal. Aunque el significado más común es el de un hombre de un determinado estatus. Ascendiendo las laderas de la cima.

Historia del lugar

Debido a la cantidad de años que posee el Monte Fuji, ha pasado por diversos procesos de desarrollo. Lo que ha conllevado que en la actualidad sea un sitio al que se le respeta y asocia por su representación con la cultura de este país.

Erupción

Posteriormente al nivel del antiguo Fuji, un tiempo en que no hubo actividad por 4000 años y que culminó aproximadamente hace 5000 años, inició el tiempo actual del denominado nuevo Fuji.

Por lo que, en lo relacionado a las erupciones que han ocurrido en este sitio, estas se basan en flujos de lava, emisiones de magma, escorias y ceniza volcánica. Así como derrumbes y erupciones adyacentes, de allí que se le conozca como el amplio almacén de erupciones.

De hecho, las cenizas que genera el nuevo Fuji, mayormente son de color negro. Mientras que la erupción es más actual, en denominaciones referentes a los mantos de nivel geológico. Lo cual puede evidenciarse en textos del país, que datan del siglo VIII.

Prehistoria

La totalidad de erupciones importantes que han ocurrido, son cuatro. Generadas en el periodo Jomon, es decir, hace 3000 años. Las cuales se denominaron como Sengoku, Osawa Scoria, Omuro Scoria y Sunazawa Scoria. Donde los piroclasto o fragmentos solidos de material volcánico que salieron de él, descendieron en el oriente.

A diferencia del Osawa Scoria, que se orientaron por un viento del oriente, cercano a Hamamatsu. De igual manera, hace 2300 años, la ladera oriental del volcán se derribó y un flujo de sedimento y agua descendió a la región de Gotenba en Shizuoka al valle de Ashigara, al oriente y la bahía de Suruga. Por medio de la localidad de Mishima por el meridional. A lo cual se le conoce como la corriente de lava de Gotenba.

Heian

En el transcurso del periodo Heian, aconteció una erupción, que generó una amplia totalidad de lava, desarrollada encima de la ladera nordeste de este lugar. Cubriendo el amplio lago Senoumi, fragmentándolo en dos y generando los lagos que se mantienen actualmente, Sai y Shoji.

A este hecho se le denomina como lava de Aokigahara, en donde se encuentra en la actualidad el bosque compacto de Aokigahara. Conoce más acerca de ¿qué es meditar?

Hoei

El Monte Fuji, tuvo su última erupción en el año 1707. A la cual se le denominó como gran erupción de Hoei. La cual ocurrió posteriormente al terremoto de Hoei, con una diferencia de un mes y medio. El cual se considera como el movimiento telúrico de mayor amplitud, que ha ocurrido en este país.

Ocurrido encima de la ladera suroeste del Monte Fuji, el cual ocasiono tres diminutos picos, denominado como primera, segunda y tercera chimenea. Aunque no generó un flujo de lava, la erupción resaltó debido a la extensión de las cenizas volcánicas y de las escorias que ocurrieron hasta áreas lejanas como Jedo. El cual se localizaba a más de cien kilómetros de este.

Monte Fuji

Al año posterior a dicho suceso, los restos que se habían almacenados en las áreas cercanas al río Sakawa, en el área oriental de la montaña, fueron trasladadas por las precipitaciones, cubriendo la capa de la corriente de agua. Generando de esa manera y por un tiempo determinado, algunos muros.

Peleanas

A partir del año 781, se han reconocido dieciséis erupciones. Siendo gran parte de ellas, erupciones explosivas peleanas o volcánicas. Generalmente en la época Heian. Teniendo así un total de 12 erupciones entre el tiempo transcurrido del año 800 al 1083. Donde ocurrió épocas sin actividad volcánicas, aproximadamente en centenares de años.

Un ejemplo de la ausencia de las erupciones, son el tiempo transcurrido entre el año 1083 y 1511, donde no hubo erupción por una totalidad de 400 años. De hecho, en la actualidad no se han manifestado erupciones. La última reconocida fue la antes mencionada de Hoei.

Previsión

Cabe destacar que este majestuoso lugar, está consolidado para prevenir riesgos de erupción, por el Comité Coordinador de predicción de erupciones volcánicas. Encargados de prevenir y controlar las situaciones sismológicas de los sucesos. Así como también está protegido por diversas instituciones encargadas de la previsión, evacuación y protección de cualquier evento volcánico.

Estas han registrado en el transcurso de los 20 años anteriores, los movimientos telúricos generados debajo del volcán. Los cuales variaron de ser uno mensual a 35, específicamente en el año 2001, en septiembre. Mientras que los meses posteriores a este, variaron entre 222, 144 y 36. Con movimientos de baja frecuencia y localizados a 15 kilómetros de profundidad. En el área nordeste.

Monte Fuji

Subida destacada

El Monte Fuji, se caracteriza por ser un sitio donde muchas personas pueden practicar montañismo. Por lo tanto, uno de los momentos más memorables de este hermoso y espiritual sitio fue cuando una persona subió por primera vez a él.

Lo cual ocurrió, aproximadamente, en el año 663. Ascenso realizado por un monje budista. Mientras que la primera persona proveniente de otro país, que ascendió este lugar por primera vez, se llamó Sir Rutherford Alcock, en el año 1860.

Además de esto, un hecho interesante que también ocurrió en este lugar, el cual se mencionó al inicio de este artículo, fue que debido al origen sagrado en la época antigua, se prohibía el ascenso de las mujeres a esta cima, lo cual ocurrió hasta la era Meiji.

Sin embargo, en la actualidad este maravilloso sitio, es uno de los lugares más conocidos y por ende, con mayor presencia turística del país. De hecho, muchos habitantes japoneses ascienden a él aunque sea una vez anualmente.

Samuráis

Hace muchísimos años, los guerreros del antiguo Japón, también conocidos como samurái, realizaban sus prácticas para entrenar en la base del Monte Fuji. Especialmente en el área cercana de la localidad que actualmente se conoce como Gotenba.

Incluso el shogun, titulo concedido de manera directa por el emperador japonés, Minamoto no Yoritomo, creador del shogunato Kamakura o bakufu, realizaba su práctica del tiro con arco a caballo, también conocido como Yabusame, en esta área. A inicios del periodo Kamakura, primera era de gobierno militar en el país.

Además de esto, a partir del año 2006, las Fuerzas de Autodefensa del país, es decir, del ejército japonés, están ubicadas en las áreas del nordeste y sudeste. Donde Kita-Fuji, hace referencia a la zona noreste, mientras que Higachi- Fuji, se refiere a la zona sudeste.

De igual manera, el Cuerpo de Infantería de Marina de los Estados Unidos, tiene bases militares localizadas al pie del volcán. Específicamente en el Camp Fuji, de la llanura de la región de Kanto.

Localización geográfica

Para llegar al Monte Fuji, hay que dirigirse al área central de este país. Específicamente en la provincia principal del archipiélago japonés, la isla Honshu. Una de las características peculiares de este sitio, es que lo rodean la cadena montañosa de los Alpes Japoneses, en el área noroeste y el Océano Pacífico en el sudeste.

Aunque de manera administrativa se expande por las jurisdicciones de Shizuoka en el área meridional y Yamanashi en la zona septentrional. En lo referente a la cima, esta constituye el punto de mayor altitud de todo el país. Debido a que posee 3.776 metros de altitud.

De hecho, si te encuentras en Tokio en días muy despejados, se puede apreciar este lugar. Localizado aproximadamente a 100 kilómetros al nordeste. Además de esto a su alrededor tiene unos destacados lagos, los cinco lagos Fujigoko.

Uno de los principales, es el Lago Motosu. Este se ubica en el área más occidental, a comparación de los otros cuatro lagos del Fuji. Lo cual se debe a que se localiza entre las aldeas de Fujikawaguchiko y Minobu. Específicamente en el área meridional de la jurisdicción de Yamanashi. Cercano al parque nacional Fuji- Hakone Izu.

El otro destacado, es la fuente de agua conocido como Yamanaka, localizado en la aldea de Yamanako, en la jurisdicción de Yamanashi. Pero también puede encontrar el Shoji y Sai, además del Kawaguchi. Todos estos otorgan una maravillosa vista del volcán.

Debajo de este monte, también se localiza el bosque Aokigahara. Así como las localidades de Gotenba en el oriente, Fujiyoshida en el septentrión y Fujinomiya en el suroeste. Además de estas, se comunica con el área del Gran Tokio en la parte nordeste, a través de compactas vías de carreteras, caminos y redes ferroviarias de una rápida velocidad, las Shinkanses.

Rasgos topográficos

Esta se determina por la actividad volcánica que lo ha originado. Con una forma de cono, casi con simetría e integrado por treinta kilómetros de soporte. Así como laderas erguidas. Además posee en el área superior un cráter de 500 a 700 metros de diámetro. Teniendo así una profundidad entre 100 y 250 metros.

Monte Fuji

Además de eso, las pendientes están originadas por el cráter Hoei-zan, el cual se ubica aproximadamente a 2300 metros sobre el nivel del mar. Conoce también lo referente al Ave Fénix.

Meteorología y vegetación

El Monte Fuji, posee cambios climáticos debido a su gran altura. Por lo que, una amplia área montañosa, que se localiza de manera más alejada del piso alpino, cuenta con un clima muy frio e integrado por mucho viento. Lo cual ocurre por la altura de este lugar, generando de esta manera, que no se pueda limpiar la vegetación.

Incluso, la vegetación no se ha renovado del todo, desde la última erupción ocurrida, hace tres siglos. Por lo que esta rigidez climatológica, complica el derretimiento de la nieve, que cae frecuentemente en la época de invierno y que se alarga hasta el mes de mayo. Sin embargo, hay glaciares que pueden durar todos los meses del año.

También las laderas más bajas se pueden encontrar envueltas de bosques, en la base de la montaña. Por lo que pueden, llegar a tener una condición climatológica más templada, que permite el cultivo de los campos.

Además de esto, la amplia y elevada altura de este monte y su alejamiento de otras montañas del país, ha generado en algunas ocasiones torbellinos de la atmosferas. Los cuales se denominan calle de vórtices de von Kárman.

De hecho, ocurrió un accidente en el año 1966. En el cual el vuelo 911 del Boeing 707 de la British Overseas Airways Corporation, quedó retenido debido a los torbellinos, disolviéndose de esa manera en el aire y estrellándose cercano al Monte Fuji. Luego de haber ascendido del Aeropuerto Internacional de Haneda, en el Área del Gran Tokio. Donde fallecieron 124 personas.

Formación geológica

Como ya se mencionó anteriormente, es una formación terrestre que pertenece al cinturón de Fuego del Pacifico. Por lo que las erupciones explosivas, lo categorizan como volcán gris. Dicha montaña se haya ubicado en la zona de cruce de tres. Específicamente donde se ubica la placa Filipina, placa tectónica oceánica debajo del océano Pacifico.

Así como las pequeñas placas Amuria y Ojotsk, perteneciente a la placa euroasiática. Constituyendo de esa manera, las áreas occidentales y orientales de Japón y la península de Izu. Por lo que este volcán es el más localizado al norte de los arcos volcánicos generados por las islas Izu.

Otro componente interesante de este lugar, es que aparte de la cima principal ejercida por un cráter, los costados y las bases de este monte, poseen una cincuentena de especies de bóvedas de lava. Así como diminutas bocas eruptivas.

Según resultados de investigaciones científicas, se han reconocido cuatro etapas diversas de actividad volcánica en la formación de este monte. Donde la primera recibe el nombre de Sen- komitake, la cual se basa en una especie de corazón de roca ígnea volcánica con composición intermedia, también conocida como andesita. La cual se descubrió de manera resiente en los fondos de la montaña.

Mientras que la segunda etapa, se conoce como Komitake Fuji. La cual es un manto de basalto generado a través de miles de años. De hecho, en un aproximado de cien mil años, el Antiguo Fuji, se formó sobre el Komitake-Fuji. Por lo que, el Nuevo Fuji, se generó encima de la cima del Antiguo Fuji, hace diez mil años.

Como ya se mencionó anteriormente, el Monte Fuji, se categórica como un volcán activo de bajo peligro. Lo cual se debe, a que la última vez que tuvo una erupción, según los registros, fue desde el 16 de diciembre del año 1707 hasta el 24 de febrero de 1708. Conocida también como la gran erupción Hoei.

Debido a que en ese hecho, se generó un cráter volcánico, así como un pico secundario, nombrado como Hoei-cen. Localizado en el medio de la ladera, en el margen sudeste de la montaña. Así que en la actualidad, y se cree que en años posteriores, habrá menos actividad volcánica, según investigaciones científicas.

De igual manera, según diversas investigaciones, se estima que debajo de este monte, haya aproximadamente, 150 flujos de lava, aunque puede que haya únicamente diez cuevas de lava, de una elevada magnitud. Lo cual se debe, a que ocho de esas cuevas, sobre pasan los 500 metros de longitud. Siendo la de mayor tamaño, la denominada Mitsuke Ana. Con una totalidad de 2.139 metros.

Subidas

Subir al Monte Fuji, es muy sencillo. Sin embargo, en algunos momentos se presenten complicaciones en el recorrido, lo cual es ocasionado por la extensa distancia horizontal entre el lugar de inicio y la cima. Por lo que, es recomendable subirla con calma y así disfrutar de la naturaleza que te rodea y de la presencia espiritual que se puede apreciar durante todo el camino.

Monte Fuji

En algunas ocasiones los caminos están ocupados de muchas personas, ya que el volcán es un sitio muy visitado para peregrinar. A excepción de la época de invierno, periodo en el cual este hermoso sitio se envuelve de mucha nieve y hielo.

Por lo tanto, la fecha ideal para visitar y subir el Monte Fuji, es a inicios del mes de julio y a finales del mes de agosto. Días donde se encuentran abiertos refugios y diversos servicios para los turistas. En esos días, también circulan medios de transportes públicos, específicamente los autobuses, con destino a la quinta estación. La cual es la última a la que se puede acceder por carretera y la que se ubica más cerca de la cima.

Según estadísticas relacionadas con la cantidad de turistas que acuden a este hermoso lugar durante el transcurso de todo el año, podrían hacerse la estimación de aproximadamente entre cien mil y doscientos mil, incluyendo los provenientes de otros países, que son alrededor del treinta por ciento de estos visitantes.

La subida del Monte Fuji, tiene una duración aproximada entre tres y ocho horas. Mientras que la bajada dura entre dos y cinco horas. Mientras se realiza el recorrido, hay diez estaciones. Además de que en la quinta estación es donde culmina la autovía, ubicada aproximadamente a más de dos mil metros sobre el nivel del mar.

Es importante saber que las estaciones están localizadas en cada uno de los caminos que se encuentran en el recorrido. Por lo que se ubican en diversas alturas, donde la de mayor altitud, es la quinta, ubicada en Fujinomiya. Seguida por la Kawaguchiko y para culminar la Gotenba Subashiri.

Siendo Kawaguchiko, la que ocupa el segundo lugar en altura, pero la más conocida por su extenso lugar de estacionamiento. Gran parte de los visitantes, no recorren los trayectos de Subashiri y Gotenba, cuando están haciendo el camino de subida. Sin embargo, hay turistas que pasan por estos caminos cuando están bajando, para apreciar sus trayectos llenos de ceniza volcánica.

De esa manera, se puede abarcar la distancia que hay entre la separación de la séptima estación a la quinta, en un estimado de media hora. De hecho, hay quienes ascienden utilizando una bicicleta montañera, para así disfrutar cuando estén bajando. Sin embargo, esto puede ser riesgoso, por la presencia de la gran cantidad de personas en el sitio. Por lo que, puede ser complicado controlar la velocidad de la bicicleta.

En lo relacionado con los alojamientos, estos no se abren en el transcurso de la noche para las personas que se encuentran haciendo el recorrido por este lugar. Conoce a los dioses del budismo.

Caminos principales

Este majestuoso sitio, cuenta con cuatro caminos importantes para realizar el recorrido hasta la cumbre, a partir de la quinta estación. Estos caminos son Kawaguchiko, Subashiri, Gotemba y Fujinomiya. Los cuales se localizan según e sentido de las agujas del reloj. Además de eso cuentan con una totalidad de cuatro rutas secundarias desde la base de la montaña. Estas rutas son Shojiko, Yoshida, Suyama y Murayama.

Lugares históricos

Los cuatro caminos desde la base de la montaña, otorgan entrada a los sitios históricos. Donde Murayama es la de mayor antigüedad. Sin embargo Yoshida, es la que posee una gran cantidad de templos con antigüedad. Así como casas de té.

Monte Fuji

Cabe destacar, que la ceremonia japonesa del té representa un ritual, que se base en hacer la preparación de té verde o matcha, con influencia del budismo zen. Esta bebida suele servírsele a una serie de invitados en un lugar rodeado de mucha tranquilidad. Además de eso, esta ceremonia, representa una manifestación significativa de la historia y cultura del Japón tradicional. Por lo que en el Monte Fuji, también se puede disfrutar de un agradable té.

En estos caminos, también se pueden encontrar las ryokan. Las cuales son una especie de hospedaje tradicional de Japón. El cual cuando fue creado, se hizo con la finalidad de alojar a visitantes a corto plazo. Sin embargo, en la actualidad ofrece un hospedaje lujoso para turistas, especialmente provenientes del occidente. Mientras se realiza el recorrido por esta maravillosa montaña, también puede que se observen osos del Tibet, en el camino.

Peregrinación

Además de eso una de las actividades anuales que se realiza en el Monte Fuji, es que cada 26 de agosto, se planifica una peregrinación con antorchas, por medio de los templos. Donde las antorchas se llevan al santuario xintoista de Yoshida. Actividad que con el paso del tiempo, cada vez es más conocida.

En cuanto a los alpinistas, los que realizan la subida en horas nocturnas, prefieren hacerlo a esas horas, con la finalidad de evitar la caminata en horas donde se manifiesta el sol, prefieren apreciarlo cuando se levanta desde la cumbre. Lo cual es un hecho muy apreciado por los habitantes de Japón. Sobre todo por la noche del 31 de diciembre, incluso con las fuertes condiciones climatológicas que puedan presentarse en el sitio. Por lo que también se puede apreciar la vista en la bajada.

Actividades deportivas principales

El Monte Fuji, es una de las maravillas naturales, que además de ofrecer una particular vista, también ofrece a sus visitantes diversas actividades para realizarlas en su recorrido por este hermoso lugar.

Monte Fuji

Esquí

Son muchas las actividades deportivas y espirituales que pueden realizarse en el Monte Fuji. De hecho durante la culminación del mes de mayo, se encuentran disponibles diversos caminos para realizar actividades de esquí. Con un recorrido sobre la ladera ubicada al nordeste, desde la quinta estación. Por lo que el ingreso al trayecto, está disponible desde las 3:00 de la mañana.

Parapente

Una de las actividades deportivas más llamativas que pueden realizarse también en el Monte Fuji, es el parapente. El cual se basa en que los montañeros que practican esta actividad, desciendan volando mientras utilizan un paracaídas desde la cima que han subido.

En su práctica por este bello lugar, las personas que realizan esta actividad deportiva, tienen como lugar de salida el estacionamiento Gotenba. Localizado entre Subashiri y el pico Hoei-zan. Ubicados en la ladera meridional de la montaña. Sin embargo, también pueden salir desde otros sitios. Todo depende de la dirección en que este el viento.

Incluso en el Monte Fuji, hay instituciones o escuelas especializadas en esta actividad deportiva, que usan las laderas medias de la montaña como lugar para entrenar a las personas que se especializan en esto.

Cuidado ambiental

Este maravilloso lugar natural, pertenece al Parque Nacional Fuji- Hakone-Izu, el cual se extiende por varios territorios como son Yamanashi, Shizuoka, asimismo el de Kanagawa y el área metropolitana de Tokio. De igual manera, este bello sitio también pertenece a los cinco lagos del Fuji, Hakone, la península de Izu y las islas o archipiélago Izu.

En este monte, también puede que se observen algunas especies como las lagartijas o lagarto del conocido género Takydromus. Otras de las principales características de este sitio turístico y espiritual, es que forma parte del listado, desde el año 2007, de los bienes culturales del Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO.

De hecho, aunque ese proyecto se originó a inicio de la década de los años noventa, el lugar pasaba por algunas condiciones ambientales particulares, lo que motivó a las autoridades ambientalistas a realizar una limpieza en esta montaña tan importante.

Estación meteorológica

En la década de los años treinta, específicamente en el año 1932, se colocó una estación de meteorología temporal en la cumbre de este lugar. La cual tenía como finalidad, recoger una amplia totalidad de datos que enviaba en ondas de frecuencia muy alta. Sin embargo, cuatro años después, es decir, en el año 1936, se tomó la decisión de que la estación fuese permanente. Lo cual la llevó a ser la de mayor altura que se encuentra en la actualidad.

Posteriormente, en la década de los años sesenta, la instauración se completó con un radar que tenía un rango de 800 kilómetros de antena con forma circular, integrado por un diámetro de cinco metros. Esta estación fue utilizada hasta el año 2000, debido a las complicadas condiciones del clima. Por lo que en ese año se sustituyó por diversos satélites.

Sin embargo, cuatro años después, en el año 2004, se restauró en la base de la montaña, el nuevo observatorio milimétrico Fujiyoshida. Donde una de las metas principales de la estación, es pronosticar tifones, a través de la medición de la temperatura del aire, la humedad y la presión atmosférica.

Monte Fuji

Industrialización

El Monte Fuji, no solamente es conocido por ser un atractivo destino turístico y por ofrecer la realización de muchas actividades deportivas y espirituales. También se destaca por tener a su alrededor diversos lugares o elementos que contribuyen con otros fines.

Uno de estos ejemplos, es que las aguas subterráneas que hay en él y sus áreas aledañas, tienen uso farmacéutico. Así como para la producción del papel y el agua mineral. Debido a la abundancia de vanadio. De hecho, hay determinadas fuentes termales en las áreas cercanas del volcán. Lo cual hace posible que se desarrolle una adecuada industria especializada en lo termal.

Además de esto, un elemento curioso, es que la denominación de Fuji, se puede apreciar en diversas empresas japonesas. Donde una de las más conocidas es la marca Fujifilm, especializada en la producción de equipos fotográficos y de grabación de videos. Conoce más del fundador del budismo.

Fuji Speedway

En la base del Monte Fuji, se encuentra esta pista de carrera. Desde el año 1965. Donde en la década de los años setenta, se llevó el Gran Premio de Japón de la conocida Formula 1. Sin embargo, se dejó de realizar el Gran Premio en ese lugar, debido a que un accidente generó el fallecimiento de un espectador y de un comisario de pista.

Por lo que, el premio pasó a realizarse la pista de carrera automovilística ubicado en Suzuka, el Suzuka International Racing Course. Posteriormente el Fuji Speedway, fue comprado por la compañía japonesa Toyota. De tal manera que, en el año 2007 y 2008, se realizó nuevamente el Gran Premio de Fórmula 1.

Manifestaciones artísticas

El majestuoso Monte Fuji, ha sido protagonista de una amplia cantidad de obras de arte. Lo cual se debe a su forma, altura, localización y particular significado para la cultura japonesa. Lo que lo que lo ha convertido en uno de los lugares preferidos para visitar en Japón.

Por su forma montañosa, llena de una gran simetría, este lugar ha pasado a ser parte importante de la cultura japonesa. De hecho, es uno de sus símbolos principales. Lo que lo ha llevado a ser la inspiración para muchos artistas. Especialmente en las áreas literarias, las artes plásticas, entre otras manifestaciones.

Por lo que existen una gran cantidad de representaciones de este lugar. Tales como impresiones, artesanía y pinturas. Incluso se considera que la ejemplificación de mayor antigüedad que se conoce de este bello sitio natural, es un dibujo hecho en papel en una puerta corredera, que data del siglo XI.

Una de las obras artísticas, más destacadas de este sitio, es la realizada por el pintor y grabador japonés Katsushika Hokusai. El cual creó la obra Treinta y seis vistas del Monte Fuji, en el año 1831. Posteriormente, cuatro años después, es decir en el año 1835, también realizó la publicación de su obra Cien vistas del Monte Fuji. En formato de tres libros en color negro y gris.

De hecho, las ilustraciones realizadas en madera, por este pintor y grabador, inspiraron al artista Vicent Van Gogh. Asimismo, también influyeron en las obras musicales del compositor Claude Debussy.

Monte Fuji

Incluso estas obras de arte, elaboradas en el periodo Edo, apoyaron con la consolidación del reconocimiento de este hermoso sitio, como área de interés a nivel internacional. Incluso aparece en el billete de 500 yenes.

Otros de los artistas destacados en haber hecho obras inspiradas en este maravilloso lugar natural, fueron los pintores japoneses Utagawa Hiroshige, Utagawa Kuniyoshi, Kokei Kobayashi, Yokoyama Misao y Shinya Shimoto.

Las obras de xilografía del artista Ando Hiroshige, acerca de este lugar, representa a través de sus imágenes, diversas perspectivas de la montaña. Así como territorios diferentes, para que espectadores locales y también provenientes de otros países, observaran una visión general del lugar y su estilo de vida.

Simbología religiosa

El Monte Fuji, es un lugar sagrado, desde el siglo VII. Debido a las características religiosas que posee. De hecho, según la historia de la religión nativa japonesa, que alaba a los kami o espíritus de la naturaleza, denominada sintoísmo, un emperador dio la orden de que se destruyera el área de arriba de la montaña. Con la finalidad de obtener una expulsión de la inmortalidad que tenía. Por lo que el humo que en algunos momentos se sale, es consecuencia a la bebida que se toma.

También, según las costumbres tradicionales, algunas representaciones deidades sintoístas y Fuji-hime y Sakuya-hime tuvieron una vida como Kono-banasakuya-hime. La cual era una noble que hacía florecer a los árboles, especialmente las cerezas.

De hecho, el budismo, considerado como religión mundial y doctrina filosófica y espiritual no teísta, alaba este lugar por la manera en que recuerda el botón blanco y los ocho pétalos de la flor de loto. Conocida por sus longevas semillas, que pueden llegar a germinar luego de diez siglos.

Por todos, estos motivos, este lugar prohibió el acceso de las mujeres hasta el año 1872. De hecho había una capilla, denominada como Nyonin-don, que significa refugio de mujeres, donde ellas esperaban, para cuidar a sus esposos, hermanos o descendientes.

En el Monte Fuji, también hay varios lugares donde se adora la gran cantidad de dioses, pertenecientes a diversas religiones. Por lo que se han edificado en su base y en su interior, diversos templos.

También hay varias puertas sagradas, que usualmente se encuentran en la entrada de los santuarios sintoístas, denominados torii. Los cuales establecen la frontera entre el espacio profano y el sagrado. Estos marcan el trayecto para indicar los límites del recinto sagrado.

Asimismo, también se han instaurado hermandades, Fuji-ko, que datan del siglo XVII. Con la finalidad de adorar la montaña y planificar peregrinaciones. Como la de Hasegawa Takematsu en el año 1630. De hecho, desde el momento del fallecimiento por ayuno de Jikigyo Miroku, en dicho lugar, en el año 1733. El acto de fe se convirtió en religión. Así como, la elevación en un ritual. También se han generado sectas, que se dedican a venerar el Monte Fuji. Destacando, Fuji-Goho y FujiKyo.

Hay un antiguo refrán de este país, que se relaciona con la subida a este lugar, el cual dice de la siguiente manera, el sabio asciende al Monte Fuji en una sola oportunidad de su vida; solo el necio la asciende dos veces.

Esto se debe, a que hace muchos años, subir a este lugar, tenía un significado de peregrinación religiosa. Con la finalidad de enaltecer al espíritu de uno de los picos más bellos y simbólicos a nivel internacional.

También es una aventura extraordinaria, pues ascender todo el camino de esta montaña te permitirá conocer y realizar diversas actividades, desde el ámbito espiritual. Así como apreciar su belleza natural y su importancia en la cultura del país. Conoce los ritos del budismo.

Culto

A medida que han transcurridos los siglos, los habitantes de este país, han ido moldeando una conexión espiritual con la montaña.

Incluso hay una historia, relacionada con el insigne religioso y místico Hasegawa Kokugyo. Quien subió la montaña en más de 100 ocasiones. Por lo que, su heroísmo fue motivación para formar el Fuji-ko. El cual es un grupo de adoradores de este lugar, que poseen unas ideas muy parecidas a las de él.

Monte Fuji

Es por ello, que dicho grupo fabricó santuarios, monumentos de roca y realizó ayunos para seguir con constancia la dedicación que tuvo él. Sin embargo, el fanatismo de esas personas ocasiono a que el shogunato Tokugawa, prohibiera la religión.

No obstante, la extensa tradición japonesa de veneración a las montañas, ha ocasionado que este lugar continúe siendo adorado y admirado. Constituyendo así un sitio con una gran relevancia a nivel espiritual.

De hecho, hace muchos años, el Monte Fuji fue un sitio donde se entrenaba a los monjes de aquellos años. Asimismo era un lugar donde peregrinaban las personas de clase social baja. Por lo tanto, la cantidad de santuarios que se ubican en la base de la montaña, son una representación de la relevancia a nivel espiritual e histórico de este lugar.

Sin duda alguna, es un sitio que se puede considerar un genuino paraíso, pues en él se pueden experimentar diversas aventuras al aire libre y también se puede obtener una relajación total. Todo en este maravilloso lugar natural.

Patrimonio de la Humanidad

Desde el año 2007, se había propuesto este monte y el parque que lo rodea, como Patrimonio de la Humanidad de la Unesco. No obstante, no se logró obtener dicho reconocimiento. Igualmente el gobierno de este país, hizo de nuevo la petición, para que fuera reconocido por la Unesco en el año 2013.

Por lo que en junio del año 2013, la Unesco le otorgó el reconocimiento de Patrimonio de la Humanidad, como Fujisan, sitio sagrado y fuente para inspiración artística.

Paseo

Para visitar este lugar, se debe tener en cuenta que los sábados son los días en donde hay mayor cantidad de personas. Por lo que, la cima está llena, especialmente cuando está amaneciendo.

Para llegar al Monte Fuji, se puede tomar un tren o autobús, al inicio de las tres rutas, que van hacia él, en la ladera de Shizuoka. De hecho, la línea de tren bala JR Tokaido, tiene un trayecto desde la parada de Tokio a la de Odawara. Una vez que se está en Odawara, se debe transbordar la línea JR Gotemba y bajarse en la parada de Gotemba.

Luego en esa estación, saldrá un autobús que tiene como destino, los puntos de inicio de las rutas Subashiri y Gotemba. Es importante, que también tengas en cuenta, que para ascender a la cima, puedes seleccionar entre cualquiera de las cuatro rutas. Las cuales inician desde la quinta estación.

Estas se encuentran disponibles, a partir del día 10 de julio, menos la ruta Yoshida, la cual abre el 1 de julio. Todas las rutas cierran el 10 de septiembre. Sin embargo, esas fechas establecidas, se pueden modificar, según las nevadas que se presenten en el lugar. Además de eso, cada una de esas rutas, tiene sus normas y poseen un código de color, para que le visitante no se pierda.

También se debe tener en cuenta, que al iniciar el ascenso puede haber, en algunos caso, una gran presencia de humedad y calor. También puede que en la cima haya lluvia, viento y las temperaturas se encuentren bajo cero. Lo cual puede ocurrir también en verano.

Debido a esto, lo mejor es que tengas ropa de abrigo con impermeable y que también lleves abundante agua. De igual manera, también tienes que tener energía para el momento en que bajes la montaña. Pues la pendiente y las rocas volcánicas, que están sueltas, pueden, en algunas ocasiones, causar algunos inconvenientes. Así que lo mejor es que estés atento, para evitar lesiones.

En el caso, de que desees disfrutar el amanecer en la cima, puedes comenzar la subida a medianoche. También puedes hospedarte en uno de los diversos refugios que se ubican en la montaña. La ventaja de ascender en horas de la noche, es que evitas el sol ardiente. Además de esto, también puedes deleitarte observando el amanecer mientras estas subiendo.

Ten en cuenta, que para hospedarte en cualquiera de los refugios, obligatoriamente tienes que hacer una reserva. Además de eso los alojamientos son mixtos y comunes.

Por lo tanto, el Monte Fuji, es un lugar ideal para realizar peregrinaciones y también para practicar una serie de actividades deportivas. Donde se puede tener un contacto muy agradable y tranquilo, mientras se está rodeado de naturaleza. Si te gustó la información de este artículo, quizás también te interese saber más acerca del libro sagrado del budismo.

Deja un comentario