Oración a San Judas Tadeo para el amor imposible, aquí

El amor, es la fuerza que mueve al mundo entero, el sentimiento más pleno que Ser humano haya sentido, pero también se puede transformar en la experiencia más amarga en la vida de una persona cuando no es correspondido o existen obstáculos en el camino para lograrlo, por lo que existen como una alternativa una poderosa oración a San Judas Tadeo para el amor imposible.

Oración a San Judas Tadeo para el amor imposible

Oración a San Judas Tadeo para el amor imposible

La doctrina de la religión católica, cuenta en su haber con una gran lista de nombres de santos muy poderosos en distintas áreas, por lo que también así se cuentan de forma numerosas, los fieles seguidores que buscan de su auxilio solicitándoles favores a través del medio de la oración. También puedes estar interesado en leer Oración fuerte para dominar a mi esposo

La mayoría de las veces, la ayuda la solicitan cuando se enfrentan a situaciones muy complejas, pero de las que tienen la confianza y la seguridad, de que los santos resolverán esos conflictos. Una de estas circunstancias que presentan gran complejidad son los casos de amor, donde hay santos que a pesar de ser poco conocidos en esta área, sus actuaciones son bastante eficientes.

Uno de estos Santos es San Judas Tadeo, a quien los fieles le solicitan favores para la suerte en el trabajo, para obtener dinero pero también, y más comúnmente, en el amor, más aún cuando sienten que es algo imposible de alcanzar y que solo con su ayuda lo llegaran a tener a través del rezo de la poderosa oración a San Judas Tadeo para el amor imposible.

A través de esta oración lograrás obtener el amor de esa persona que crees inalcanzable para ti, o que en su relación se presentan muchos obstáculos para que se dé, o para que puedan llegar a estar juntos. Con la oración a San Judas Tadeo para el amor imposible, tendrás ese amor tan anhelado por ti.

Oración a San Judas Tadeo para el amor imposible

A continuación, te presentamos algunos ejemplos de oración a San Judas Tadeo para el amor imposible, la cual también te servirá en aquellos casos que quieras recuperar un amor perdido.

Oración I

Oh glorioso San Judas Tadeo, a quien Dios ha colmado de abundantes bendiciones, que tienes entre tus dones el poder de la palabra y lo manifiestas en tus obras y acciones. Ante los ojos de los hombres y hasta del mismo Dios, por tu humildad te haces grande

Oh mi santo bendito, que procuraste la conversión de tantas almas, que estaban a expensas de terribles persecuciones, hoy clamo en tu nombre para poder tener el privilegio de obtener el amor de esa persona que está prohibida para mí.

Ayúdame a conseguir su amor, tú que eres el santo de las causas imposible, libera de nuestro camino todo lo que se interponga entre nosotros, y dame la fuerza necesaria para enfrentar cualquier desafío que se nos presente. Dame la pureza que necesita mi espíritu, para entender el dolor que sintió nuestro Señor Jesucristo al salvarnos en la Cruz.

Ese mismo dolor que yo ahora siento viviendo este desamor, y que solo tú podrás apaciguar devolviéndome la ilusión de mi gran amor. Te pido también para que intercedas ante Dios Padre, para que me conceda este favor que hoy estoy requiriendo (dices cuál es tu petición), y guíame en el camino hacia la espiritualidad, librándome de todo peligro, ¡Amén!

Nota: Como complemento, se debe de rezar 3 Padrenuestros, 3 Avemarías y 3 Glorias.

Oración II

¡Oh poderoso San Judas Tadeo!, a quien Dios escogió para fungir como nuestro mediador en los conflictos, y el gran consolador para las pérdidas materiales, hoy vengo humilde ante ti para pedirte tu ayuda y poder solventar esta angustia que aflige mi corazón rompiéndolo en pedazos.

¡Oh milagroso San Judas Tadeo, que fuiste nombrado el santo protector de los enamorados, te pido que intercedas para que se pueda dar una reconciliación sentimental con mi pareja, que le quites todas las duda que pueda tener sobre mí, que no haya en su corazón más reproches ni celos.

Hoy te pido San Judas Tadeo, que le alejes esos pensamientos que lo mantienen apartado de mí. Haz que se acuerde de todo lo bueno que hemos vivido, de lo feliz que es conmigo, de todos los momentos que han servido para unirnos.

Tú que eres el santo que consigues las cosas perdidas, Haz que también recupere el amor de mi vida, que nuestro camino esté libre, que no existen imposibles entre los dos. Haz que mi amor me acepte nuevamente, y concédeme el deseo de poder reconciliarnos para siempre.

No dejes que nada ni nadie se entrometa en nuestras vidas, y aleja de nuestro lado a todos cuantos nos quieran separar. Oh divino santo, amarra con tus lazos nuestras almas, para que ya nadie nos pueda separar, ¡Amén!

Oración para recuperar el amor perdido

Además de la oración a San Judas Tadeo, te complementamos con esta que te presentamos a continuación, referida a recuperar el amor perdido. Esta oración es oportuna especialmente en los casos donde la relación está ya rota, o cuando la pareja se aleja del lado del amado, y siente deseos de recuperarlo.

¡Oh San Judas Tadeo! Célebre patrono de los casos difíciles, hoy me presento ante ti para honrar tu nombre. Tú que fuiste considerado como el hermano de Dios, y que compartes junto a él el reino de los cielos disfrutando de su amor, te pido que seas mi mediador ante sus ojos, para que me conceda la gracia de devolverme a mi amor.

Bendito eres San Judas Tadeo, y por eso te pido que tengas piedad de mí, y te imploro de la manera más humilde, que me ayudes a recuperar ese amor que en el pasado perdí. Haz que (dices el nombre de tu amor), vuelva a sentirse tan enamorado de mí como el primer día.

Tráelo nuevamente a mis brazos, coloca dentro de su corazón todos los dulces recuerdos de los momentos que vivimos juntos y felices, y borra los amargos por los que un día se fue. Hoy te pido San Judas Tadeo, que como patrono de las causas difíciles, hagas renacer en mi amado otra vez el amor.

Haz que sienta deseos inmensos de regresar conmigo, y que siga enamorado de mí aún. Te doy las gracias, San Judas Tadeo, por escuchar estas plegarias, peticiones y demás favores, que con mucha fe y devoción, te hacemos todos tus seguidores. No nos dejes sin ninguna respuesta y concédenos ese milagro, ¡Amén!

Nota: como complemento para esta oración, se debe de rezar 1 Padrenuestro y 3 Avemarías.

Oración de San Judas Tadeo para cuidar el matrimonio

San Judas Tadeo también te puede ayudar a resolver cualquier crisis matrimonial por la que estés atravesando, ofreciéndote otras plegarias además de la oración a San Judas Tadeo para el amor imposible. A través de la oración que a continuación te presentaremos, en tu pareja revivirá el amor por ti.

Oh San Judas Tadeo, que incluso viviendo circunstancias adversas, motivaste a los devotos de Jesús y a los primeros cristianos, para que permanecieran fieles y leales a su fe. Al igual que ellos, te pido que también renueves la fe mía y de mi esposo.

Las obligaciones de la vida y del mundo, han debilitado nuestra relación, por lo que hoy estamos necesitando de tu ayuda para poder recuperar nuestro matrimonio, sanar nuestras heridas y retomar el camino hacia la felicidad.

Abre nuestra mente y nuestros corazones, para poder emprender una relación nueva, donde tú seas el guía de este amor, retomando el compromiso y las promesas que un día nos hicimos.

Ayúdanos a que dejemos de lado el pasado, y a iniciar una nueva relación transformada y renovada, basada en los principios cristianos, ¡Amén!. Oh San Judas Tadeo, ruega por nosotros y por nuestro amor y matrimonio.

Nota: Para que tus suplicas sean escuchadas, debes rezar esta misma oración durante tres noches seguidas, y al finalizarla complementa con el rezo de 1 Padrenuestro, 1 Avemaría y 1 Gloria.

Novena a San Judas Tadeo

Al igual que cualquier otro novenario, esta oración a San Judas Tadeo para el amor imposible, debe rezarse durante 9 noches continuas para que se le pueda ver el efecto. Cada uno de los nueve días comprende una oración, camino a la conquista de tu amor. Y si deseas revisar otra oración de amor puedes leer Oración para que se enamore de mí.

Primer día

¡Oh poderoso San Judas Tadeo!, a quien nuestro Señor llamó para darte la gracia de pertenecer a su apostolado, y en respuesta hasta diste tu vida por Él, haz que en mí nazca esa fidelidad a Dios Señor para cumplir su santa voluntad.

Segundo día

¡Oh venerable San Judas Tadeo!, que de Jesús emulaste el amor hacia el prójimo, y fue esto lo que precisamente te llevó a ser mártir, haz que también yo ame con profundo amor a Dios y que sea mi principal preferencia.

Tercer día

¡Oh glorioso San Judas Tadeo!, de tal inmensidad fue tu amor por el hombre, que no reparaste en obstáculo alguno para inducirlos en el camino hacia Dios, haz que yo también rezague mis provechos en bien de mis hermanos y para la gloria de Dios.

Cuarto día

¡Oh bondadoso San Judas Tadeo!, tanta fue tu virtud, que confinaste el hombre viejo de pecado, para que en ti viviera por siempre Cristo Jesús, haz que yo también deponga todas mis pasiones para que el Señor pueda vivir en mí.

Quinto día

¡Oh bendito San Judas Tadeo!, tú que rechazaste los lujos que el mundo te ofrecía para dedicarte promover la santa palabra y el Evangelio, haz que mi vida de ahora en adelante sea de acuerdo al Evangelio y que pueda honrar la cruz de Jesús.

Sexto día

¡Oh piadoso San Judas Tadeo!, tú que a todo renunciaste para ir detrás del Maestro, haz que también yo pueda seguir los pasos de Cristo, sacrificando todo lo que tengo por Dios.

Séptimo día

¡Oh generoso San Judas Tadeo!, que a los demonios corriste, haz que también de mí se vayan todos mis demonios internos, esos que me impiden acercarme a Dios, y que solo a él comience a alabar y honrar.

Octavo día

¡Oh amadísimo San Judas Tadeo!, que pudiste darnos testimonio valeroso de tu fe al entregar en nombre de Dios tu vida y tu sangre, haz que yo también pueda rendir ese mismo testimonio de sacrificio, entrega y amor a Dios.

Noveno día

¡Oh virtuoso San Judas Tadeo!, tú que del Padre recibiste la corona como premio a tu devoción, que has protegido a los hombres con amor, haz que en mi corazón sienta yo esa misma protección para que pueda cantar junto a Dios sus alabanzas.

Nota: Al final de cada oración diaria de esta novena, y como cierre de la misma, se debe rezar un Padre Nuestro y un Ave María.

¿Quién fue San Judas Tadeo?

Judas Tadeo, fue uno de los discípulos de Jesús en su paso por su vida terrenal. Formaba parte del grupo denominado como “los doce apóstoles”. En las escrituras se le suele nombrar como un hermano de Jesucristo. En algunos pasajes es nombrado solo con el nombre de Tadeo y en otros como Judas de Santiago, esto con el propósito de diferenciarlo de Judas Iscariote,​ el apóstol que traicionó a Jesús.

El nombre de Judas, tiene su origen en el hebreo, y significa “a Dios sean dadas las alabanzas”. Por su parte, Tadeo, es un nombre originario del idioma arameo, y quiere decir “valiente, hombre de pecho fuerte”.

San Judas Tadeo, fue uno de los invitados privilegiados en la última cena de Jesús con sus apóstoles, una participación que se destaca dentro del evangelio de Juan. Sin embargo, sobre la vida de Judas Tadeo existen poco datos, aportándose a su historia solo la representación de su iconografía.

Por lo general, se le representa sosteniendo un mazo, que es un símbolo del martirio que padeció. En algunas imágenes se le puede ver sosteniendo un hacha y otras veces es cambiada por la imagen de una espada que se atribuye al simbolismo de su decapitación.

En sus representaciones, lleva también un medallón en el pecho, con la imagen de Jesús. En la actualidad, la iglesia católica lo venera como el santo de las causas difíciles y desesperadas, y su festividad se celebra el 28 de octubre de cada año. Sin embargo, sus fieles devotos y seguidores le rinden honores todos los 28 de cada mes.

Y si te gustó este artículo también puedes revisar en nuestro blog Oración a San Antonio para conseguir novio

Deja un comentario