Oración de guerra espiritual, descubre todo de ella

Liderada por los cristianos y las fuerzas oscuras de la malicia en el mundo, la guerra espiritual hace eco en la vida de cada creyente. Debido a esto, en este completo artículo te traemos la oración de guerra espiritual para que afrontes esta batalla de la mejor manera.

oración de guerra espiritual

¿Qué es la guerra espiritual?

Puede ser un gran infortunio para un cristiano no conocer de qué se trata la guerra espiritual, ya que de esta se valdrá su crecimiento espiritual en un mundo donde el mal acecha de forma constante.

La guerra espiritual es una batalla que determina el bien o el mal, entre los seguidores del camino de Cristo y las fuerzas impías de Satanás.

Descubre también la oración por un esposo alcohólico.

En esta guerra, la maldad tomará el control del mundo, causando pesadumbre y desastre en cada rincón de la tierra mientras que los cristianos serán la luz, profesando el evangelio e invocando la gracia del Señor para que así, poco a poco, la impiedad y oscuridad del mundo de las tinieblas pueda extinguirse.

Resulta complicado pensar que el mal en este mundo pueda extinguirse de alguna forma mientras el reino de Dios no haya sido traído sobre la tierra.

La verdad es que mientras los cristianos hagan frente a la guerra espiritual con valor, haciendo recurso de la palabra del Señor, de la prédica y la práctica del cristianismo de forma honesta, las acciones del mal, al menos en cada lugar en que se haya manifestado el evangelio de corazón, serán inhibidas y reducidas.

Todo cristiano debe ser parte de la guerra espiritual pues, al momento en que se deja entrar la luz del Señor en el alma, y la sangre de Cristo baña el espíritu, cada individuo se alista a las filas del reino de Dios como su fiel ejército.

¿Cómo participar en la guerra espiritual?

Aunque no practiques el cristianismo, estás expuesto a que las obras del mal hagan efecto en tu vida. Por esta razón, Dios hace un llamado a todos sus hijos, para que hagan frente a la batalla más importante de todas.

oración de guerra espiritual

Es gracias a esto que es completamente esencial que conozcas cómo se combate la guerra espiritual.

El ejército de Satanás está decidido a hacer mal en la tierra, creando perdición, enfermedad, muerte, tragedia y fomentando el pecado.

Como sabrás, el enemigo de Dios controla el mundo actual, mientras Dios prepara cada pieza de su perfecto plan, Satanás ha tomado control sobre la tierra. Esto sucede desde los tiempos de Adán y Eva.

Entonces, para llevar a cabo la batalla espiritual y dirigirse a la victoria, es necesario que conozcas de tus armas. Dios te otorgó privilegios en su palabra para que hagas uso de ellos en tu camino como cristiano que combate fielmente la guerra entre el bien y el mal.

oración de guerra espiritual

Estas armas están plasmadas en la escritura de Efesios 6:13-18.

De esta forma, pongan en vosotros cada pieza de la armadura de Dios, y así, al momento en que arribe el día de dolor, sean capaces de defenderse con gloria.

Sean fuertes, apretados por la correa de la palabra, amparados por la tela de la justicia divina, equipados con los zapatos del evangelio.

Aparte de todo, protéjanse detrás del escudo de la esperanza y la creencia, con este serán capaces de apagar cada una de los ataques de fuego del enemigo.

Hagan uso del casco de la santidad y ármense con la espada espiritual, porque esta es la palabra del Señor y su prédica.

Todas estas cualidades que se le han otorgado al cristiano representan un determinado privilegio del cristiano. Mediante el uso de esta armadura, el cristiano reducirá el mundo de las tinieblas y será capaz de construir el camino a la victoria en la guerra espiritual.

oración de guerra espiritual

Oración de guerra espiritual

Cada una de las piezas de la armadura de Dios es esencial para que hagas frente a las fuerzas del mal en la batalla por la gloria. Sin embargo, tu mayor arma siempre será la oración.

La oración es importante ya que, sin la comunicación con Dios, no podrás tener ninguna conexión espiritual que te permita vencer sobre tus enemigos. El Creador es quien te presta su fuerza divina para que te enfrentes al mal y sin la oración, no podrás ni ver esa fuerza en ti ni pedirla o declararla parte de tu espíritu.

Por esa razón, debes conocer qué oración te resultará más conveniente para cada fase de la guerra espiritual.

Oración de declaración para guerra espiritual

Antes de practicar esta oración debes con certeza conocer bien cuáles son las nociones que mejorarán tus habilidades de oración. Recuerda abrir tu corazón, tanto en el aspecto emocional como en el aspecto espiritual.

También es muy recomendable aislarte en un espacio libre de cualquier distracción y de cualquier cosa que perturbe tu estabilidad.

Oh Padre, aquí me encuentro, regocijándome en tu amor, en tu justicia, en la pasión con la que has bañado mi corazón para alabarte.

Me arrodillo ante ti porque quiero demostrar que puedo ensuciar mis rodillas mientras mi corazón sea limpiado con tu sangre y mi cabeza protegida con tus manos para que nada me haga daño.

Señor mío, le doy hogar a tu gracia en mi alma, porque solo con ella puedo vivir en la gloria, sin que nada que nazca de mí se pudra, sino que más bien sea próspero, y crezca como crecen los árboles en las zonas que tú has bendecido.

Oh Creador de mis manos, de mi mente, de mi corazón y de las rodillas que ahora mismo tocan el suelo en reverencia a tu amor, me he dado cuenta de algo y ahora sé que jamás podré ignorar esta epifanía.

Padre soy capaz de ver que me toca un deber grande en tu plan, porque soy escogido por tu gloria y soy salvado por tu justicia divina.

Dios perfecto, miraste mi corazón y viste que era tal cual la tierra fértil para tu palabra. Por ello yo declaro que soy tuyo, Padre. Declaro que me visto con tu armadura para llevar tu luz a cada rincón de la tierra Señor.

Declaro, Dios, que doy pasos de fe en tu nombre.

No hay placer más grande para mi corazón que  declarar en tu nombre que sirvo a ti y solo a ti y debido a eso, profesaré el evangelio tal cual es tu voluntad.

Lo declaro en el nombre de Cristo y en tu Santo nombre, que formaré parte de la guerra espiritual que es parte de tu plan y no tendré miedo, pues pondré mi fe en tu nombre. ¡Amén!

Esta oración te ayudará a abrir tu corazón a cada desafío que venga en tu camino como obrador de la voluntad de Cristo.

Oración para ver tu camino

Esta oración te ayudará a conocer todo el camino que te tocará recorrer como batallador de la guerra espiritual y es esencial para ti, pues el único que conoce el plan de forma exacta y perfecta es Dios.

Si quieres conocer los temas cristianos para la familia, este enlace te dirigirá al artículo indicado.

Tendrás que usar esta oración para iluminar la voluntad del Padre sobre ti y de esa forma, ejercerla tal cual se te dicta.

Padre Santo, que guardas mi vida en un lugar especial en tu corazón puro y divino, muéstrame quién soy para ti y quién quieres que sea.

Deléitame con las bendiciones que encontraré en el camino que seguiré, deléitame con la visión del cristiano en el que me convertiré para ti. Oh Padre, guarda mis pasos en tu corazón y guíame a través de la noche oscura.

Que sea tu Espíritu Santo quien se aparezca en frente de mí cuando mis ojos están cerrados y que sea tu voz divina la que haga eco en mis oídos cuando esté solo y desorientado.

Padre, dueño de mi corazón te pido que lleves tu visión a mí. De esa forma yo seré capaz de avanza con seguridad de mis acciones y decisiones.

Oh Señor, más divino que tú no hay nada ni nadie. Quiero hacer tu voluntad y trazar con mis huellas el mismo camino que tú propusiste para mis jornadas.

Si pones tu voluntad en mi mente y me revelas cuál será mi rol específico para la guerra espiritual entonces podré saber a qué rincón llevaré el evangelio, de qué personas me rodearé, y qué otros proyectos me convienen a mi verdaderamente.

Serás tú mi guía, mi salvador y mi luz. En tu nombre, enséñame cuál serán mis futuros pasos para esparcir tu palabra por el mundo, cuidar de mi vida y crecer en tu gloria. ¡Amén!

oración de guerra espiritual

Es muy recomendable para esta oración adaptarla a una rutina en la que, primero haces uso tal cual de la oración y luego dedicas tiempo a abrirte personalmente con el Padre y compartir tus emociones y experiencias.

Por último, permaneces en silencio con los ojos cerrados durante un buen rato para prestar atención a cualquier mensaje o videncia que el Señor pueda tener para ti.

Oración para protegerte en la guerra espiritual

Para ser parte del ejército del Señor, es muy necesario que te conectes con su gloria mediante la oración. Después de llenarte de su gracia y declararte un guerrero espiritual, debes buscar que el Señor te guarde bajo su manto sagrado.

oración de guerra espiritual

De esta forma, serás salvado detrás del escudo de la fe y podrás abrirte camino en la guerra espiritual sabiendo que el Señor te guarda a ti y a tus seres queridos.

En tu nombre soy salvado Señor. En tu nombre me guardo a mí, porque en tu corazón guardo tu gloria de forma honesta.

Divinidad que reina los cielos, sálvame de todo mal, de cualquier impiedad que aceche mi hogar y que me siga a mí y a mi familia a donde quiera que vayamos.

Pongo mi fe en ti para que me protejas, porque hago tu voluntad, porque busco la santidad en tu nombre y porque lucho la guerra espiritual con honestidad.

Padre, tú que eres santo serás glorioso en la guerra que se libra en la tierra, protégeme mientras te sirvo, porque valoro la vida que me diste y también las tierras y privilegios que pusiste a mi nombre. ¡Amén!

oración de guerra espiritual

Importancia de la oración

La oración siempre sirve para responder a cualquier enemigo que nos ataque en nuestros puntos fuertes, nos influencie y nos debilita en todo sentido. Para poder defendernos y descubrir el origen de estos ataques, la oración es la mejor opción.

Toma en cuenta siempre tus fortalezas y debilidades, y usa la relación entre ambas para protegerse con la fuerza de Dios a través de la oración.

La guerra espiritual es librada contra un enemigo que sólo se fija en qué momento te puedes distraer para atacarte y robarte tus energías.

Su táctica principal son las mentiras, sin embargo, cualquier poder que pueda tener el enemigo puede ser vencido mediante los recursos espirituales de Dios, activados con las oraciones.

oración de guerra espiritual

La oración se trata de abrir las puertas del corazón ante Dios, para que pueda entrar y formar parte de la existencia de cada uno de sus hijos.

Es importante conversar con Él a través de la oración para sanar lo que duela en el alma, recuperar las fuerzas y aprender a ser mejor persona cada día, mientras que Él te escucha.

Mitos de la oración de guerra espiritual

Hay muchas creencias que giran en torno a lo relacionado a las oraciones de guerra espiritual, y a través de esto se han creado mitos que distorsionan la verdad de las oraciones. Aquí hay tres mitos y verdades que debes de conocer sobre la guerra espiritual.

“La guerra espiritual es recuperar lo que el diablo nos ha robado”

Pese a que esta perspectiva de la guerra espiritual enfocada en cosas materiales como objetos o terrenos es bastante popular en muchas iglesias, la idea de arrebatarle a los demonios lo que te han robado no tiene ningún argumento que lo sustente en la Biblia, además de ser una idea que no es sana para el alma.

El diablo no es el determinante de las pérdidas de bienes materiales, ni tiene que poseer relación con ellas.

Hay que aceptar que los creyentes de Dios están expuestos sin excepción a los males que hay en el mundo, y eso incluye el perder bienes materiales o ser robados.

Inevitablemente, el ser humano sufre en la tierra, por los pecados que la afectan.  Todo lo que es material es pasajero, y puede perderse.

Pero hay que recordar siempre, que la gloria de Dios está por encima de cualquier mal causado por la hostilidad de la sociedad, las consecuencias de los pecados propios.

oración de guerra espiritual

En vez de culpar al diablo por la pérdida de un objeto, hay que depositar las energías en creer que Dios te está guiando para encontrar cosas mucho mejores y para aprender de la experiencia.

“Dios pone en las más grandes batallas a sus mejores guerreros”

Este conocido refrán describe una creencia cliché de una distinción o discriminación entre la comunidad de creyentes, lo cual no es sano en absoluto.

Para Dios, ninguno de sus hijos puede ser mejor o peor que el otro, todos son iguales de amados ante sus ojos. No hay ninguna complicación o situación difícil en la vida de un creyente que pueda sugerir que es especial en comparación a otros para Dios.

Todos los cristianos están librando una batalla, la cual puede ser distinta para cada uno, pero lo que comparten todas estas batallas es que están luchando contra un mismo enemigo: El poder del pecado infernal.

Cada persona lo enfrenta de una manera distinta, pero sin dudas, todas las personas enfrentan una lucha cada día contra los males de este mundo. La guerra espiritual es experimentada en muchas maneras.

“Gritar durante las oraciones significa poder”

Para que se pueda sentir la fuerza de la oración en cada palabra que la compone no es necesario en absoluto gritar. Para conversar con Dios y llenarte de toda su gloria no tienes que estar levantando la voz como si estuvieses siendo interrumpido o como si Él no estuviera prestando atención a lo que tu corazón le cuenta.

Conoce en el siguiente enlace todo sobre la oración de Jabes.

Gritar no necesariamente significa resistencia contra los males causados por el enemigo, en cambio, la firmeza al hablar y creer con el corazón en la fuerza de Dios para luchar contra ello, sí significa fortaleza y resistencia.

Para la guerra espiritual, la oración hecha con fervor es la expresión de la piedad en la vida del creyente. Santiago llegó a decir, según los escritos de la Biblia:

Sean sometidos a la palabra. Manténganse firmes ante el Diablo y así este se apartará de sus caminos (Santiago 4:7).

La resistencia a la influencia del enemigo inicia teniendo una vida llena de lealtad hacia Dios, más no profesando esa lealtad con gritos constantes.

Estos son los mitos más conocidos sobre la guerra espiritual. Recuerda que existen muchas personas que no han sabido cómo ejercer sus creencias hacia Dios y terminan por tener una mala experiencia en la guerra espiritual debido a ello. Sin embargo, no debes de cometer los mismos errores.

Esperamos que este artículo haya sido de tu agrado, te invitamos a leer otros similares en nuestro blog.

Deja un comentario