La Piedra del Sol, aunque no tenga brillo, si energías

¿Has escuchado hablar de la famosa piedra del sol? Este mítico mineral que encierra una gran leyenda por parte de una antigua civilización, fue llamado por muchos el calendario de los aztecas. En esta oportunidad, Energía Espiritual trae para ti este gran artículo para que puedas enterarte de qué trata esta maravillosa e histórica piedra. No te lo pierdas y continúa leyendo para enterarte de más.

PIEDRA DEL SOL

¿Qué es la Piedra del Sol?

Este celebre objeto es una rueda tallada en una sola pieza del tipo de basalto de olivino, posee epígrafes referentes a la narración mística de México. Y también a los ritos al sol, por muchísimos años ha sido erróneamente denominada como el calendario azteca, ya que en esta se puede llevar una cuenta de los días, las eras, entre otros. Lo cierto es que varios investigadores le han atribuido diversas funciones y significados.

Esta grandiosa piedra procede de la tierra del Zócalo de la Ciudad de México y actualmente es resguardada por el Museo Nacional de Antropología en la misma ciudad. Fue descubierta para el 17 de diciembre del año 1790, es decir hace 230 años por el conde de Revila Gigedo, Juan Vicente de Güemes Pacheco de Padilla y Horcasitas. Según los estudios este gran disco fue construido entre los años 1250 y 1521 después de Cristo, antes de la colonización española por los aztecas.

Un poco de su historia

Se tiene conocimiento de que este monumento fue elaborado en el ciclo Posclásico mesoamericano, por supuesto no se tiene claridad de quién fue el autor de dicho disco. Y mucho menos se tiene la claridad de la finalidad de esta gran roca, lo cierto es que como te hemos comentado existen diferentes explicaciones de su función. Fue arrancado de un volcán llamado Xitle, aparentemente en la zona de San Ángel o Xochimilco.

Lo más impresionante de su historia es que según los estudios realizados por el especialista en el estudio de los suelos Ezequiel Ordoñez, para el año 1893 aproximadamente, esta majestuosa roca fue arrastrada quizás por miles de hombres. Por una distancia de veintidós kilómetros hasta lo que era la capital de la conquista para aquellos años, denominada como México Tenochtitlán. Ya está disponible en nuestro blog sobre la labradorita.

La piedra del sol estuvo en la capital del imperio azteca hasta que ocurrió la conquista por parte de los colonizadores en el siglo 15. Posteriormente fue trasladada hasta el Templo Mayor muy cerca del Palacio Virreinal, donde fue exhibida hasta que el representante principal de la Iglesia, Alonso de Montúfar dio la orden de que fuera sepultada. Es entonces que fue encontrada mientras se ejecutaban obras de construcción en la capital.

Desde ese entonces fue que se le denomino como el calendario azteca, ya que se creía que su función era de ser un artefacto para medir el estado del tiempo. Sin embargo, varios letrados han llegado a la conclusión de que también la piedra del sol pudo tener la función de ser un recipiente para los sacrificios que se le ofrecían a las divinidades.

Para el 2 de julio del año 1791 la piedra del sol fue ubicada al lado de la torre de la catedral metropolitana. Para esta época el gran Alexander von Humboldt, visitó este monumento con la finalidad de realizarle diferentes investigaciones sobre su iconografía. En la época que el ejército americano invadió las tierras mexicanas esta gran roca fue utilizada como tiro al blanco.

Para el año 1964 la piedra del sol fue reubicada en la pasaje de monolitos del Museo de Antropología e historia. Anteriormente antes del descubrimiento de la escultura de Tlaltecuhtli, en representación de las deidades de la tierra, con aproximadamente cuatro metros de altura, se creía que esta roca era la más grande que había sido descubierta en suelos mexicanos.

Características físicas

Lo primero que podemos decir es que esta grandiosa piedra circular tiene una dimensión de 3 metros con 60 metros de diámetro y 122 centímetros de espesor. Además de esto pesa más de 24 toneladas, imagina todo lo que sufrieron los pobres hombres que la arrastraron 22 kilómetros. En la actualidad este monumento presenta un estado físico de preservación firme, no obstante, su posición original se ha ido disipando por los lapsos de exhibición al aire libre.

Por otra parte, se puede decir que la zona central, exhibe deterioros por variados bombazos de plomo los cuales han deformado el rostro central que se puede observar en la piedra del sol.

PIDRA DEL SOL

Significado de los símbolos

Como muchos otros monumentos la piedra del sol está compuesta por diversos motivos escultóricos que envuelven su área parecen, quizás con la finalidad de dar un significado de la compleja narración mítica en respuesta al origen del universo, en este caso de la civilización mexica. Esta monumental escultura está constituida por una sucesión de círculos centrados con símbolos tallados.

Estos quizás buscan compendiar la idea de la situación climatológica que poseían los aztecas, también se cree que podría dar una explicación sobre como percibían el mundo y contar su historia de esta manera. A continuación, te detallaremos el significado de cada uno de sus círculos, no te lo pierdas.

Centro del círculo

Este primer disco se encuentra personificado el Dios del sol Tonatiuh, con un glifo que representa el movimiento y un cuchillo de piedra que usaban para los sacrificios en representación de su lengua. Se puede observar también que en cada mano posee un corazón humano y en el centro de la figura se puede observar 2 zarpas de rapiña con una órbita abajo y otro arriba sumando 4, lo que da el significado del 4 Ollin, ideograma alusivo al Quinto Sol.

Se tiene conocimiento de que esta antigua civilización mexicana fraccionaban el tiempo en soles o eras. Es decir, cada era estaba gobernada por una omnipotencia y cada una de estas eras o soles poseía una apertura y un final, que era precipitado por calamidades. En este primer círculo se hace alusión a la era actual.

Además, se sabe que para el poblado azteca, los sacrificios rituales poseían un oficio sagrado, pues con ellos sustentaban al sol de su era con el fin de no extinguirse.

 Las cuatro eras

Antes de continuar con la explicación de los demás discos componentes de esta majestuosa piedra del sol, te expondremos brevemente cómo veían los aztecas el principio y el final de sus eras. Esta que tanto hace alusión desde el primer disco central.

Se puede comenzar entonces haciendo alusión a los 4 cuadrados que envuelven al Dios central, entendiendo que estos simbolizan los primeros cuatro soles que precedieron al actual Quinto Sol.

El primer cuadrado superior derecho se personifica el 4 Jaguar, que significaría el día que, después de 676 años, la era inicial concluyó al brotar del fondo de la tierra, bestias que engulleron a la humanidad.

Posteriormente a la izquierda, está 4 Viento que significa que después de 364 años, las corrientes tormentosas agitaron la tierra y concibieron que los individuos que no muriesen se transformaran en monos. Al este se puede visualizar la 4 lluvia, donde se refleja que el universo persistió durante 312 años y los que habitaron en él, fallecieron o se convirtieron en un pavo, conocidos también como guajolotes, luego de que cayera una fuerte lluvia de fuego.

En el cuadrangular inferior derecho se halla 4 Agua, donde se presenta el origen de nuestro cosmos. Esta menciona que subsistió alrededor de 676 años y finalizó cuando los que lo moraron en ella sucumbieron encarcelados por las corrientes de aguas y se convirtieron en peces. La persistencia de estas eras o soles eran representadas en años, pero a través de la óptica de esta antigua civilización, por ejemplo, tenían un dígito frecuente que eran 676, 364 y 312.

Utilizaban estos números ya que son múltiplos de 52, que significaba 52 años que es la permanencia de un siglo azteca. A esto se debe que enunciaran cierta suma establecida de siglos aztecas. Es de esta manera que 676 años representan 13 siglos aztecas y 364 años son 7 y 312 años representan 6 siglos aztecas. Esto haría una sucesión de 13, 7, 6 y 13. En conclusión los siglos aztecas serían 39 lo que se dividiría en 2028 años. ¿Un poco complicado verdad?

Puntos cardinales

Este es otro punto a tener en consideración antes de continuar con el desarrollo de la simbología en los discos de la piedra del sol azteca. Estos se ubican en el círculo central de la piedra entre los símbolos que representan las eras. Estos eran representados de la siguiente manera.

  • Norte como un signo 1 Pedernal.
  • El Sur era el signo 1 Lluvia.
  • Este era representado con Xiuhuitzolli un signo heráldico.
  • Oeste personificado con el signo 7 Mono.

PIEDRA DEL SOL

Además en este apartado de la roca se puede visualizar cada uno de los 4 puntos cardinales unidos en un grupo de 5 signos de días, un grupo de 5 semanas de 13 días y un grupo de años aztecas. Quizás quieras leer sobre la turmalina negra.

Primer anillo

En el primer círculo o disco se representan una corona que está formada por los pictogramas de los 20 días bautizados del almanaque sagrado azteca, denominado como Tonalpohualli que le da un sentido anti horario. Además, se sabe que los 20 días se iban acordando con 13 cifras hasta que se constituía un año sagrado de 260 días, cada uno representado por diferentes figuras.

Está constituido por 20 porciones iguales con formas que personifican todos los días del mes, este anillo fue incorporado en la moneda de dos pesos. Pero de una forma diferente a la que se pude observar en la majestuosa piedra del sol.

Segundo anillo

El segundo disco está constituido por diversas fracciones cuadradas, en cada elemento se puede ver que sujeta 5 puntos, de los cuales se creen fueron simbolizados las semanas de 5 días. Además, se ve que existen 8 esquinas que fraccionan la roca en 8 porciones, que según las investigaciones estas podrían representar los rayos solares ubicados en dirección a los puntos cardinales.

Tercer anillo

El tercer círculo de la piedra del sol se cree que representa una boca de 2 víboras de fuego que envuelven, encuadran la roca y colocan al Dios por el cielo. Fueron talladas sus fisionomías y fraccionados en secciones que conseguirían representar llamas. Se cree que estas fracciones conseguirían simbolizar los 52 ciclos del año, que serían: el siglo azteca que radicó en 52 años. Una vez que ultimaba un período de 52 años se ovacionaba el ceremonial del Fuego Nuevo.

Cuando se observa la parte superior de la piedra del sol, se encuentra tallado un cuadrangular entre las colas de las culebras. Estas significarían la fecha Matlactli Omey-Ácatl, esto se conjetura que incumbe a 1479. Que sería el lapso en el que se alabó el Fuego Nuevo durante el dominio de Axayácatl, y se considera que fue el período en que este almanaque fue trabajado. Luego se puede observar los 8 relieves paralelos que simbolizan diferentes constelaciones.

Cuarto anillo

Llamado también como los ciclos venusinos, está compuesto por cuarenta secciones de 5 puntos denominadas quinqunces, que serían las figuras de 5 puntos que forman un cuadrilátero, además también contiene 8 triángulos o rayos. Estos quinqunces son descifrados como un símbolo de los movimientos del planeta Venus. Ya que por cada 5 rotaciones de este astro alrededor del Sol, ya habrían pasado ocho años del período solar o urbano, lo que al multiplicarse da 40.

Quinto, sexto y séptimo anillo

En estos discos de la piedra del sol se pueden visualizar diferentes compendios, como por ejemplo, las figuras con forma de cúpulas, plumajes y otros pormenores de los que han germinado diferentes comentarios. Entre ellas se descifra como la alianza del cielo y la Tierra, a los astros Marte, Mercurio y Saturno o a la Vía Láctea.

PIDRA DEL SOL

Posición de la piedra

Diversos estudios sobre esta celebre roca, determinaban que su posición original era de manera vertical, ya que de esta forma hubiese sido más fácil tallar todos los símbolos que en ella se encuentran. Otra investigación realizada por Alfredo Chavero, indica que quizás fue ubicada a 20 grados en la redonda, así que su posición sería de manera horizontal. En la actualidad estas dos propuestas son las más aceptadas por los especialistas en esta materia.

Otra hipótesis que realizó el especialista Hermann Beyer, sobre el Calendario Azteca para el año 1921, aludió que la piedra del sol está inconclusa. Mencionaba también que probablemente la idea de los entalladores era recrear un monolito bastante parecido en forma a la conocida Piedra de Tízoc o al actualmente encontrado Cuauhxicalli de Moctezuma Ilhuicamina. Su conclusión fue que la piedra no estaba terminada y que una vez finalizado el trabajo de tallar de desprendió un gran fragmento.

De esta manera, es que se cree que no hubo otra manera que la de transportar el relieve adyacente, sólo hasta la brecha. Y mucha lógica tiene, ya que cuando se observa este lateral se ve completamente la circunferencia y en ella los 32 símbolos que rememoran al planeta Venus, acompañados de cuchillos para los sacrificios.

Estas pistas llevaron a pensar a otros investigadores que la posición de la piedra del sol debió ser definitivamente horizontal ya que exponía la imagen del relieve solar como en otros monolitos de estructura tubular que se conocen en la actualidad.

Función de la Piedra del Sol

Desde el inicio hemos hecho mención que en realidad no se ha conocido la función exacta de esta maravillosa piedra del sol. Sin embargo, como muchos otras veces se le ha realizado diversas investigaciones, una de ellas llevada a cabo por Chavero hace muchos años, determinó que considerando la posición horizontal que esta poseía, pudo ser de utilidad como una plataforma ceremonial. Es decir que sobre ella se realizaban los sacrificios humanos con diferentes propósitos.

Esta hipótesis cobró fuerza cuando la pintura que los tlacuilos realizada por el padre Durán, en su Historia de las Indias de Nueva España e Islas de Tierra Firme, colorearon, concerniente al período del gobierno de Axayácatl. Allí se podía observar que el sumo sacerdote extrae el corazón de un sacrificado sobre un monolito con características semejantes a la piedra del sol.

Desde esta teoría han surgido diferentes discusiones si este monumento tenía la función específica de ejecutar a las personas en una plataforma gladiatoria. O por el contrario, sería una vasija en la que se colocaban los alimentos sagrados de los dioses. Para los escritores disconformes, se pueden considerar una plataforma de sacrificios, sólo si esa roca poseyera una viga en el centro.

Donde con una cinta de color blanco se encadenaba al prisionero durante el progreso de la celebración del tlacaxipehualiztli. Hay otros especialistas que creen que su función es un combinado de ambas teorías, puesto que si realizaban sacrificios en el igual recibía la sangre y los corazones de los elegidos, es decir, que funcionaría también como un recipiente.

Entonces esta mística piedra del sol es un calendario, una plataforma o un recipiente, pues aunque la respuesta no se tiene a ciencia cierta, quizás si sea las tres cosas.

Numismática

La piedra del sol ha sido tan representativa a lo largo de la historia de este bello país que la ha hecho parte en las caras traseras de las monedas de diferentes denominaciones. Entre estas están las siguientes.

  • La primera moneda con un valor de 5 centavos al principio del siglo XX. Presentó un diseño parcial de los rayos solares del disco del resplandor equivalente al borde de la piedra del sol.
  • Realizada entre los años 1936 y 1943 se hallaba la moneda de 5 centavos materializada también en níquel. Esta presentaba un estilo inicuo de las centellas solares del círculo de la irradiación equivalente al borde de la piedra.
  • La moneda con un valor de 10 centavos de a mediados del siglo pasado, fue elaborada con un diseño parcial de los rayos solares del disco del destello paralelo al borde de la pieza.
  • Entre 1992 y 2002 fue presentada la moneda de 5 centavos embutida en acero inoxidable. A su vez, representaba una caracterización de los rayos solares del círculo de quincunces paralelo al pentágono inscrito en la piedra del sol.
  • La moneda con un valor de 10 centavos fue calzada en acero inoxidable y perpetrada entre 1992 hasta el 2002, presenta un esquema parcial de los rayos solares del disco paralelo al pentágono inscrito en la piedra. A esta moneda a partir del año 2002 se le batieron una variedad de menor dimensión pero con el mismo boceto.
  • Realizada en minerales como el bronce y el aluminio para los años de 1992 hasta el 2003, la moneda de 20 centavos personifica el círculo de la aprobación paralelo al pentágono inscrito en la piedra del sol. Posteriormente en el año 2004 se ejecutaron monedas de menor dimensión, pero con el mismo bosquejo y usando como material el acero inoxidable.
  • La moneda de 50 centavos fue realizada en bronce y aluminio para los años 1992 y 2002, esta representaba una estilización parcial del ácatl o el 13 día semejante al pentágono inscrito en la pieza. Luego en el año 2002 se realizaron monedas de menor volumen pero con el mismo diseño y en acero inoxidable.
  • Para el año 1992 se realizaba una moneda con un valor de un peso y es bimetálica, significa que posee el centro de bronce y aluminio y alrededor un anillo de acero inoxidable. Esta lleva una estilización parcial del círculo de resplandor paralelo al borde de la pieza.
  • La moneda de 2 pesos fue ejecutada de manera bimetálica, es decir, posee el medio de bronce aluminio y alrededor un anillo de acero inoxidable fue realizada por primera vez para el año 1992. Posee una caracterización parcial del disco de días paralelo al borde de la piedra del sol.
  • De la misma forma que la moneda anterior, esta fue realizada con un material bimetálico con el medio de bronce aluminio y un anillo de acero inoxidable. La moneda de 5 pesos fue producida  aproximadamente para el año 1993. Tiene un esquema parcial del círculo de víboras paralelo al borde de la piedra. ​
  • Originada desde el año 1990, la moneda de 10 pesos fue producida de manera bimetálica, con un centro de cuproníquel y anillo de bronce aluminio. Posee una caracterización inocua del anillo central en el medio de la pieza.
  • Con un valor facial, la moneda de 500 pesos fue calzada en oro y realizada para los años 1985 y 1986, aproximadamente con motivo de la Copa Mundial de Fútbol de 1986. Esta posee una estilización del anillo completo tras la figura de un jugador de fútbol.
  • Moneda de oro producida entre los años 1918 y 1960 con un valor de veinte pesos, fue labrada con la piedra del sol en su totalidad.
  • Por último, la pieza más reciente realizada para el año 2007, con un valor de 100, está hecha de 1 kilo de plata. Y normalmente exhibe la piedra del sol cumplidamente.

PIEDRA DEL SOL

Curiosidades de la piedra

Seguramente alguna vez has escuchado a hablar sobre la piedra del sol, pero ¿lo sabes todo sobre ella? Este emblema mexicano que quizás debemos visitar alguna vez en nuestras vidas contiene ciertas curiosidades que quizás no te querrás perder. A continuación, te las comentamos.

  • Su longitud y su grosor inicial, es decir, con la que fue construida, se ha degradado gracias a que fue expuesta demasiado tiempo a los rayos del sol. A pesar de esto, hoy en día la piedra del sol no se encuentra tan deteriorada.
  • Se localizaba fuera de la torre poniente de la Catedral Metropolitana durante casi 100 años, hasta la época en que Porfirio Díaz ordenó que fuera llevaba al Museo Nacional ubicado entonces en la calle Moneda.
  • Por mucho tiempo fue considerado como un ring de boxeo, solo que con el sentido ritual y de celebración que poseían las guerras y los sacrificios de esa época.
  • Su misterio se origina alrededor de una leyenda llamada el mito de los cinco soles, donde se habla sobre una deidad que creo 2 más. Creando estas a su vez cuatro hijos para que poblaran la tierra, estos fundaron los mares, el fuego, el viento y los hombres y mujeres. Es entonces que se habla del centro de la piedra del sol donde son representados los cinco soles.
  • En realidad tampoco es correcto llamarla la piedra del sol, ya que originalmente, según diferentes estudiosos del tema. Fue creada con el propósito de celebrar la fecha sagrada que era la ceremonia del fuego nuevo que era llevada a cabo cada 52 años y con la que se celebraba el renacimiento del Dios del sol.
  • Fue enterrada en el año 1559 por los colonizadores españoles ya que temían que se cumplieran ritos paganos, pues en ese tiempo se cumplían los 52 años aztecas.
  • Durante la civilización antigua la piedra del sol fue usada de manera horizontal y no de manera vertical, como se presenta en la actualidad. Pues como hemos mencionado una de las teorías menciona que funcionaba como plataforma de sacrificio de gladiadores. Y es por esto que, tiene una abertura que se utilizaba como depositario de corazones y sangre del guerrero vencido.

La piedra del sol ha sido uno de los monumentos más importante que la civilización azteca ha dejado para la historia de México y para el mundo entero. Pues ha permitido que conozcamos ciertas tradiciones de la antigüedad, solo su función no nos queda clara, pero no le quita su encanto.

Esta piedra sin duda alguna debe ser visitada por todos nosotros alguna vez en nuestras vidas, su antigüedad quizás nos llene de la mejor energía espiritual que puedas sentir. Esperamos que esta entrada haya sido de utilidad para ti y si tienes algún aporte no dudes en compartirla con nosotros. Si te gustó este artículo, te invitamos a leer sobre el ámbar.

Deja un comentario